martes, 30 de noviembre de 2010

José Blanco insta a bajar los precios de las viviendas

Hoy el ministro de Fomento José Blanco, Pepin para los amigos, ha instado a los promotores de viviendas a bajar sus precios para poder vaciar sus “stock”, por otro lado advirtió que "Los tiempos en los que la vivienda y el suelo eran activos que podían ser retenidos únicamente para especular, no van a volver" y añadió que "puede ser un error retrasar decisiones de venta pensando que la situación que está atravesando el mercado inmobiliario es un mero bache en el camino".

Pues bien, desde aquí darle la enhorabuena al ministro por darse cuenta de la situación que corre el mercado inmobiliario de nuestro país, pero hubiera agradecido que nuestros gobiernos, y si, me refiero a todos desde el comienzo de la democracia, hubieran hecho algo más por sostener los precios de las viviendas en valores razonables con nuestros salarios.

También hubiera agradecido que el españolito medio no pretendiese enriquecerse a costa de vender viviendas al doble o el triple de lo que le costaron; pero claro, la tentación de amasar algo de dinero con el sudor de la frente de otros ciudadanos era y es irresistible. Pero podemos seguir con esta linea de actuación para luego poder quejarnos en la barra del bar mientras tomamos unas cañitas.

Y que mejor manera de ver como se encuentra el panorama que unas cuantas cifras.
Tomando como partida el precio medio del m2 (2.550 €), la superficie media de las viviendas (105 m2), el sueldo medio (21.500 €), el valor medio del euribor a día de hoy (1,54 %) y el valor del diferencial medio que aplican los bancos (0,8 %), podemos saber que el precio medio de la vivienda en España esta entorno a 267.750 €, por lo que con una hipoteca a 30 años nos saldría una cuota mensual de 1.035,8 €.

Si el sueldo mensual son 1.206,94 € netos es evidente que ningún banco va a conceder la hipoteca así que puedes ir haciéndote a la idea de pasar unos cuantos añitos más en casa de tus padres, es más, aunque tengas pareja, los dos juntos obtendríais 2.413,88 € lo que supone que tampoco tendrías derecho a casa, porque teniendo en cuenta que el valor de endeudamiento que los bancos estipulan como correcto para dar una hipoteca se sitúa en torno al 35 %, esos 1.035,8 € suponen un 42,9 % del sueldo, así que sintiéndolo mucho, estás expulsado de la casa.

Por último, me gustaría que la gente reflexionara a la hora de vender su vivienda, que los promotores hicieran lo propio para no hinchar sus arcas, que la sociedad al completo sea la que autorregule el precio de las viviendas; complicado verdad, pues nada, sigamos todos haciendo lo posible por sangrar a nuestros vecinos y cada mañana cuando te levantes y te mires al espejo piensa que la situación desesperada que viven varios millones de personas en España también ha sido por culpa de tus acciones.